Home / opinión / UCIM le dice al gobierno “Queremos trabajar”

UCIM le dice al gobierno “Queremos trabajar”

Dos meses de aislamiento lograron que Mendoza cuente con “solo” un poco más de 80 contagios en nuestra provincia.

Las rápidas medidas sanitarias que se tomaron y el encapsulamiento que se hizo de la provincia lograron que solo hubieran prosperado los contagios producidos en el exterior.

Muchas provincias de Argentina han podido mantenerlo a raya y paulatinamente estamos volviendo a cumplir con una parte de nuestras actividades con la consigna de cuidados extremos, quedarse en casa el mayor tiempo posible y el especial cuidado de los adultos mayores. Poco a poco estamos aprendiendo a convivir con un virus que tanta muerte ha dejado en su paso por el mundo y que llegó para quedarse.

La otra cara de la moneda está constituida por la debacle económica que deja el COVID-19 a su paso. Esta debacle es tan o más importante que la misma pandemia. En muchas ciudades de nuestro país, el cese de actividades, debido al acatamiento de la cuarentena, ha derivado en cierre de gran cantidad de comercios, industrias,hoteles y pérdida masiva de empleos. Empresas que ya no abrirán mas sus puertas. Tocaron fondo y quebraron.

Como dijimos anteriormente, el virus llegó para quedarse y en gran medida hemos aprendido qué hacer y cómo hacerlo. En Mendoza los números hablan por sí mismos entonces: ¿Por qué no podemos volver todas las actividades económicas? . Desde los distintos sectores, junto al Gobierno, se han elaborado de manera muy consciente y responsable protocolos para poder actuar.

Y con todos los cuidados, reglas y restricciones necesarias ¿por qué no abrir la actividad económica para poder comenzar a reparar el inmenso daño que dejó este aislamiento de más de 50 días?.

Si bien, el AMBA no está en nuestras mismas condiciones. Si bien nuestro gobierno provincial está directamente ligado a las medidas que el gobierno central impone, debemos en Mendoza ( y en el resto del país ) poner en práctica el federalismo y poner en marcha las actividades comerciales, industriales, los servicios y todos los sectores que sostienen la sociedad y que generan movimiento de personas, trabajo y dinero.

Debemos entender que , no podemos extender esta cuarentena eternamente, no podemos cerrar todos los negocios y dejar a todos los trabajadores en la calle.

Va a costar mucho tiempo poner todo en movimiento y volver, aunque mas no sea, al escaso movimiento que teníamos a principios de 2020. Pero hay que empezar.

No podemos seguir estáticos. Todos sabemos y podemos mejorar nuestro conocimiento sobre los cuidados que tenemos que tener con respecto a nuestra salud, la de nuestras familias y nuestros colaboradores. Los empresarios hemos aprendido a unirnos para protocolizar nuestras actividades y debatir sobre nuestras problemáticas. Tenemos que maximizar los cuidados pero volviendo a la actividad, para volver a poner en movimiento el aparato productivo, generar empleo y poder sostener nuestras empresas.

Tenemos la obligación como empresarios de decirles a nuestras autoridades Ya es el momento. No se puede esperar más.

Muchos hemos dejado de pagar nuestras cuentas y hemos tenido que penosamente, bajar los salarios de nuestros colaboradores. Ya nos cansamos de golpear puertas sin respuestas.
Es momento de tomar las riendas de nuestros destinos y empresas. ¡Queremos trabajar!

Daniel Ariosto
Presidente de UCIM