Home / política / Niven pide explicaciones sobre el accionar del gobierno durante el incendio en el Cerro Arco

Niven pide explicaciones sobre el accionar del gobierno durante el incendio en el Cerro Arco

El diputado demócrata Marcos Niven presentó un proyecto de Resolución que fue aprobado este miércoles en la Cámara de Diputados, solicitando que el secretario de Ambiente, el Director de Defensa Civil, el encargado del Plan de Manejo del Fuego y el responsable del área de la Municipalidad de Las Heras, asistan a la Comisión de Medio Ambiente y Recursos Naturales, para que expliquen cómo fue el accionar para combatir el incendio en el Cerro Arco, producido semanas atrás y que ocasionó daños en más de 1.600 hectáreas.

Niven es autor de la ley sancionada en 2018 de creación de un Sistema Nacional para la Gestión Integral del riesgo y Protección Civil el secretario de Medio Ambiente, que fue promulgada mediante el Decreto 2176 del 15/1/2018, en el mismo se estableció que la autoridad de aplicación sería el Ministerio de Economía, Infraestructura y Energía.

Con esta normativa, la provincia adhirió a los alcances de la ley nacional 27.287, de creación de un Sistema Nacional para la Gestión Integral del riesgo y Protección Civil, que tiene por objeto integrar acciones y articular el funcionamiento de los organismos del Gobierno Nacional, los provinciales y de la Ciudad Autónoma de Buenos Aires, los municipales y la organizaciones no gubernamentales y la sociedad civil para optimizar acciones destinadas a reducir los riesgos, el manejo de la crisis y la recuperación o mitigación.

Además, crea el Registro de Asociaciones Civiles, Voluntarias y Organizaciones no gubernamentales, para intercambiar entre otras cosas experiencias y mecanismos de articulación y coordinación para presentar programas, planes y proyectos y la Red de Organismos Científico/Técnicos para la Gestión Integral del Riesgo, que tiene como objeto atender los requerimientos de información de los dos Consejos Nacional y Federal.

Esta ley promueve la coordinación para la prevención y actuación en caso de desastre en todo el territorio argentino y crea un fondo al cual pueden acceder las provincias en caso de emergencia. Contempla además el aporte de equipamiento y maquinarias e incentiva la presentación de proyectos de mitigación por los daños sufridos.

Por otra parte, establece la creación de dos fondos nacionales, a través de los cuales las provincias pueden hacerse recursos, y crea el Fondo Nacional para la Gestión Integral del Riesgo, cuyo objetivo es acciones de prevención y se otorga a modo de subsidio por única vez y no es reintegrable y puede ser utilizado en capacitación de personal, adquisición de bienes de capital y reparaciones, etc.

También crea el Fondo Nacional de Emergencia, que tiene por objeto financiar con recursos y ejecutar acciones de repuesta al desastre y pueden ser canalizados tanto a nivel municipal como provincial en casos de desastre y declaración de emergencia, tiene el carácter de un fideicomiso y se integrara con aportes de la nación, provincias, donaciones y legados de particulares, rentas de activos financieros y préstamos.

Ese proyecto fue impulsado por Niven debido que Mendoza se encuentra bajo los efectos del viento Zonda, alrededor de 200 días al año, que, entre otras consecuencias, genera focos de incendio en la zona de precordillera en épocas de sequía e invierno. Lo que exige la actuación del estado provincial en la atención de los riesgos por desastres naturales, con la dirección de Defensa Civil, como las organizaciones que se dedican al cuidado del medio ambiente, y los cuerpos de bomberos oficiales y voluntarios diseminados en todo el territorio provincial, además de la participación necesaria de los municipios a través de sus áreas respectivas.

Y desde que se promulgó la ley 9.037, han transcurrido 8 meses, por lo que se hace necesario conocer si la autoridad de aplicación recurrió ante del incendio de gran magnitud que nos azota, al Consejo Nacional para la Gestión del Riesgo y la Protección Civil, dado que no solo se ha causado daños ambientales, sino que ha estado en peligro, las viviendas y la vida de muchos habitantes de los barrios del pedemonte.

Que además dentro de ese marco se provocó el incendio en la Playa San Agustín, siendo devorado por las llamas alrededor de 500 vehículos, por los cuales deberá responder el estado provincial a sus dueños, si exigen reclamos civiles por daños.

En tanto, se tiene conocimiento de que son muchas las quejas de los bomberos y personal que trabajó combatiendo el fuego, de que no se adoptaron las medidas preventivas necesarias, ante un hecho por demás predecible y que el combate en si del incendio no fue efectuado en la forma adecuada, lo que permitió que el mismo se propagara aún más en el pedemonte.